Mención Especial al documental salvadoreño “No tenemos miedo”

Siendo que el documental “No tenemos miedo”, que refleja la lucha contra la minería metálica en El Salvador, ha recibido la Mención Especial en la categoría de Desarrollo Sostenible en el Festival Internacional de Cine Invisible “Film Sozialak” de Bilbao, las compañeras de ISF-MGI hemos alzado la voz con las siguientes palabras de agradecimiento llegadas desde ADES y el Colectivo de Comunicación Popular y la comunidad de Santa Marta y La Maraña de El Salvador en la clausura del festival:

 

Las organizaciones que han hecho posible este documental hoy queremos recordar a Dora, a Marcelo y a Ramiro que fueron asesinadas por defender un territorio libre de minería. Pedimos justicia y verdad, y dedicamos este reconocimiento a todas las personas anónimas (y a las que se animaron a salir en este documental) que se organizan y luchan por defender los bienes comunes ante un capital criminal, amenazante y asesino.

En El Salvador, el país más pequeño de Latinoamérica, hemos ganado a las grandes empresas mineras, lo que nos alienta y debe alentar a los pueblos a continuar unidos en las luchas.

Por los derechos de las mujeres, por la defensa del territorio y la naturaleza, adelante pueblo que nosotras también caminamos contigo.

¡Globalicemos la lucha, globalicemos la esperanza!

 

Durante los próximos meses este documental seguirá proyectándose en El Salvador, en Euskal Herria y en otros pueblos del mundo. ¡Estate atenta!

 

Más información sobre el palmarés del festival: Nota de prensa KCD

Retrocesos para la implementación de la gestión pública y comunitaria del agua

Durante los últimos meses se han vivido múltiples retrocesos en El Salvador en la lucha que durante 12 años llevan los movimientos sociales en la implementación de la gestión pública y comunitaria del agua. Tras la nueva composición de la Asamblea Legislativa tras las elecciones de este último año, se han desechado los 92 artículos acordados en el debate de la comisión de Medio Ambiente y Cambio Climático durante la legislatura 2012-2015, y han comenzado con un nuevo proyecto de ley integral del agua, basado en la propuesta que en junio del 2017 presentó la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP) que validaría un consejo rector del agua de 5 sillas.

30 de agosto, San Salvador. Fuente: Verdad Digital

 

Como pasó entonces, las negociaciones sobre el reparto de las sillas de la gestión del agua ha generado el enfado de la población. Además durante los últimos meses los movimientos sociales que rechazan esta situación han vivido casos de acoso y violencia.

 

El pasado 27 de septiembre se ha llevado a cabo la última movilización organizado por la Alianza Nacional contra la Privatización del Agua, donde miles de personas manifestándose por las calles de San Salvador y la entrega de 200.000 firmas han mostrado el rechazo a que los intereses de la gremial de la empresa privada tenga silla propia en la gestión del agua.

27 de septiembre, San Salvador. Fuente: Alianza Nacional contra la Privatización del agua

 

Más allá de los números, seguimos compartiendo los clamores de “¡El agua no se vende, se cuida y se defiende!” y “El agua es un Derecho Humano, no una mercancía” que se repiten en todas estas acciones, y seguiremos con atención durante los próximos meses el desarrollo de este asunto.

Maquetas con historia en Santa Marta

Mientras realizamos la maqueta de Santa Marta las personas del lugar nos van contando historias de la comunidad. Historias que aseguran son ciertas: de duendes, la Siguanaba, la cueva en la que vive el hombre que lanza piedras, el Cadejo,…

“…era una especie de perro pequeño que seguía a las personas pero no les hacía daño. Aunque veces la gente no lo veía, oía sus pasos característicos semejantes a las pisadas de un chivo.”
—José Efrén Melara Méndez. El Cadejo.

Ademas de las jóvenes que la están haciendo, hemos conseguido que cada día vaya una persona mayor de la comunidad y nos vaya contando historias! El trabajo comunitario de esta forma es mucho más enriquecedor. Os seguiremos contando más historias de la maqueta, el proyecto y los nuevos seres que aperecen por la zona!

La maqueta al principio

La maqueta tras el trabajo comunitario

#ElSalvador #cooperación

Defendiendo la mirada de las mujeres santamarteñas

Durante estas semanas las mujeres de las organizaciones comunitarias de Santa Marta del departamento de Cabañas (El Salvador) están llevando a cabo jornadas de formación popular en fotografía para lograr mostrar su labor incansable invisibilizada en la lucha que esta comunidad lleva durante décadas en la defensa del territorio.

 

Junto a otras actividades integradas en el proceso de empoderamiento comunitario que se lleva a cabo durante este año, acompañado entre otros agentes por la Asociación de Desarrollo Económico Social (ADES) Santa Marta e Ingeniería Sin Fronteras País Vasco – Euskal Herriko Mugarik Gabeko Ingeniaritza (ISF-MGI), con el apoyo de la Diputación Foral de Bizkaia (DFB), se busca fortalecer las capacidades técnicas y políticas de las lideresas de las organizaciones comunitarias para la exigibilidad de derechos y la defensa del territorio.

 

Con el fin de reducir la brecha digital de género y potenciar estas herramientas de denuncia y protección, en este proceso de formación se realizan diferentes jornadas desde la familiarización con la cámara fotográfica a la búsqueda del enfoque de las mujeres santamarteñas.

Desde lo micro a lo macro

Entrevista realizada antes de la partida al alumno de la UPV/EHU que estos días lleva a cabo su investigación del TFG en El Salvador junto a ADES Santa Marta, FIA/UES e ISF-MGI.

¿Por qué vas a hacer un TFG en cooperación?
Después de haber estado hablando con familiares, amigos y conocidos sobre el TFG y su proyección, me di cuenta de que la mayoría tienen poca o nulo uso, futuro… etc. Son pequeñas investigaciones que ayudan al trabajo de investigadores de la universidad. Se considera otro trámite más para obtener el título y muchas veces nos olvidamos que podemos aportar con este trabajo nuestro granito de arena en algún área. Quería hacer un TFG diferente que pudiera marcar la diferencia en algo y además usar mis conocimientos adquiridos para mejorar y ayudar en la vida de las personas.

¿En qué consiste tu TFG?
Mi trabajo consiste en una primera investigación sobre una tecnología de bajo coste, accesible y sostenible para el tratamiento de aguas grises. En particular, mi parte se centra en el pretratamiento y el uso de microorganismos para su mejora y aumento de eficiencia.

¿Qué esperas que sea lo más destacable de la experiencia en el terreno?
Poder contextualizar mi trabajo. Entender la situación de países en vías de desarrollo respecto al agua y su tratamiento.

¿En qué medida crees que la realización de este tipo de TFG supone una acción transformadora?
La realización de este tipo de TFG supone una doble acción transformadora, por un lado el TFG en si ya es algo transformador porque trata sobre la biojardinera y el uso de ésta como tecnología de bajo coste, sostenible y accesible para su uso zonas más vulnerables de El Salvador. Y por otro, el mero hecho de hacer un TFG de este tipo conlleva el contar e informar sobre lo que se está llevando a cabo y ayuda en la visibilización de este tipo de proyectos en países lejanos como es El Salvador.

¿Qué crees que este TFG te aportará de cara al futuro?
Si. Desde ya mismo.

 

Buena estancia, y nos vemos a la vuelta Mikel!

Investigando biojardineras en El Salvador

Antes de su partida a El Salvador realizamos una entrevista a Leire, alumna de la UPV/EHU que avanza estos días en la investigación del TFG en Cooperación para el Desarrollo junto a ADES Santa Marta, FIA/UES e ISF-MGI.

¿Por qué vas a hacer un TFG en cooperación?
Hace aproximadamente un año acudimos a una charla en la universidad en la que algunos chavales relataban su experiencia al hacer su TFG en cooperación. Tras esa charla acudimos donde Roberto [profesor de la UPV/EHU y miembro del grupo de investigación de ISF-MGI] y nos motivó en seguir adelante, ya que el tema era interesante y era algo aplicado a la realidad. Además teníamos la opción de viajar y vivir una experiencia que seguramente logre marcar un antes y un después en nuestras vidas, ya que esperamos que nos ayude a ver con otros ojos la realidad y en éste caso en concreto la importancia que tiene de verdad el agua, líquido que en nuestras casas derrochamos a más no poder.

¿En qué consiste tu TFG?
Mi TFG consiste en la modelización y diseño de una biojardinera. La biojardinera trata de tres tratamientos y es en éste en el que sucede el tratamiento biológico, ya que hay una interacción entre el sustrato (DBO5) que entra en la biojardinera y los microorganismos. Tras ésta interacción se consigue reducir la concentración de DBO5 y se puede almacenar para posteriormente usarla para regadío.
Ya que se trata de un TFG de Ingeniería Química, el trabajo ha consistido en crear los balances de materia tanto del sustrato como de los microorganismos para después usando la herramienta de programación Scilab poder simularlos y poder observar la evolución que éstas concentraciones presentan a lo largo del tiempo. Por lo tanto, se puede decir que se ha intentado deducir qué pasa dentro de una biojardinera desde el punto de vista de la Ingeniería Química.

¿Qué esperas que sea lo más destacable de la experiencia en el terreno?
Aparte de poder ayudar lo más posible en la recogida de aguas para poder analizarlas y ver el rendimiento que demuestra la biojardinera, espero poder darme cuenta de la importancia que tiene el agua, ya que se trata de un país en el que mucha gente carece de agua potable.

¿En qué medida crees que la realización de este tipo de TFG supone una acción transformadora?
Creo que transformadora en todo caso supondrá para mi persona, aprendiendo sobre todo humildad y a valorar más las cosas.

¿Qué crees que este TFG te aportará de cara al futuro?
La experiencia de haber podido enfocar un trabajo que se asemeje a la realidad.

 

Buena estancia Leire y nos vemos a la vuelta!

La defensa por el agua sigue viva

En el día del Noveno aniversario del asesinato de Marcelo Rivera, artista y activista ambiental de San Isidro, ayer 5 de julio en diferentes puntos del país miles de personas marcharon en contra de la privatización del agua y en defensa de la Ley General de Agua propuesta por los movimientos sociales hace más de 12 años.
#ApruebenLeyGeneralDeAguasYa
#NoALaPrivatizacionDelAgua

Noticia: https://www.diariocolatino.com/multitudinario-rechazo-a-privatizacion-del-agua/

Participando en el “Encuentro Internacional Sobre Medio Ambiente y Cooperación Internacional para el Desarrollo”

El próximo martes 28 de Noviembre participaremos en “El Encuentro Internacional “ESPACIOS HUMANIZADOS Y MEDIO NATURAL: ESTRATEGIAS DE COEXISTENCIA Y SOSTENIBILIDAD”. Nuestra compañera Sara López, de ISF CyL, hablará del “Derecho al agua con perspectiva de género”, tema ligado también al proyecto que ISF País Vasco tiene en El Salvador.

La investigación universitaria sobre Sistemas Urbanos de Drenaje Sostenible en marcha

Durante los últimos meses en el proceso de cooperación universitaria que tenemos con la Facultad de Ingeniería y Arquitectura de la Universidad de El Salvador (FIA/UES) se ha abordado un nuevo reto, el estudio de Sistemas Urbanos de Drenaje Sostenible (SUDS).

Como en el proyecto anterior, para el objetivo de este reto del diseño y el montaje de 3 SUDS se inició con la coordinación entre la Asociación de Estudiantes de la Escuela de Ingeniería Civil (ASEIC) y personal investigador y de dirección de dicha escuela.

Para fomentar la participación del alumnado en este proceso innovador de aprendizaje e investigación, se llevó a cabo una reunión abierta el 3 de julio para presentar la opción de realizar las “horas sociales” de su plan de estudios en este proyecto.

Casi 30 estudiantes mostraron interés en participar en este proyecto basado en la necesidad de una gestión adecuada del agua y el urbanismo, y tras un proceso de selección realizado por ASEIC, 24 estudiantes (siendo 9 mujeres) van a participar en esta modalidad, 8 en la fase del diseño y 16 en la fase de construcción, bajo la coordinación de una ingeniera experta en estos temas.

A lo largo de los meses de julio y agosto, alumnado encargado de la tarea del diseño de un sistema de detención, un sistema de control en la fuente y un jardín de bio-retención se centró en la recogida de datos sobre los edificios donde se implementarán estos sistemas. Para ello, se acercaron a recabar información tanto a diferentes departamentos de la universidad como a las zonas donde se ubicarán tales sistemas. Así, han realizado todos los cálculos necesarios para disponer de planos y todos los detalles técnicos de dichos sistemas a construir.

Aún así, para el caso del jardín de bio-retención, que trataría las aguas de las cafeterías de la universidad, siendo un tema complejo y experimental en muchos casos, se han analizado diferentes casos que se han planteado en El Salvador y en Centroamérica. Para ello, durante el mes de septiembre han resuelto dudas sobre este tipo de jardines y otras alternativas de saneamiento con personal técnico de agua y saneamiento de ACUA, ya que dicha ONG tiene recorrido de años en el trabajo en estos asuntos en la Cordillera del Bálsamo. A la última sesión de debate multidisciplinar se ha unido Roberto Aguado, compañero de ISF-MGI y doctor en Ingeniería Química en la UPV/EHU.

Tras ajustar todos los cálculos en los próximos meses se dará inicio al montaje de estos sistemas, todo ello dentro de este proceso respaldado por la Oficina de Cooperación al Desarrollo de la UPV/EHU.

Las sillas de la gestión del agua

20 sillas,… mejor 10, ¿no? ¿De acuerdo?……. ¡No! Ahora mejor 7,… no mejor 5, ¡no 7! Se podría resumir en estos números de sillas los 11 años largos que dura el debate sobre la ley general del agua en El Salvador. Recientemente un grupo asesor de la universidad privada de renombre UCA (Universidad Centroamericana “José Simeón Cañas) ha presentado la propuesta de 7 sillas, con la intención de rebajar la tensión generada tras la propuesta de 5 sillas que los partidos conservadores de El Salvador presentaron en el mes de junio en la comisión de Medio Ambiente y Cambio Climático de la Asamblea Legislativa.

Aún así, más allá del número de sillas, la clave está en quienes se sentarán en esas sillas que compondría el ente rector de la gestión del agua. Al igual que la reacción generada 7 meses antes con otra propuesta de 7 sillas, este asunto ha sido el meollo de las notas y acciones realizadas a lo largo de estos últimos meses por parte de la Alianza contra la Privatización del Agua (donde participa el Foro del Agua de El Salvador). Ejemplo de ello, las acciones realizadas por parte de esta alianza a lo largo de los 14 departamentos de El Salvador el 11 de julio. Las compañeras y compañeros de la Mesa Territorial de la Cordillera del Bálsamo se movilizaron en la ciudad de Santa Tecla del departamento de La Libertad, mientras que representantes de ADES Santa Marta y el Foro de la Salud en el municipio de Guacotecti, por ejemplo.

Como refleja el propio nombre de la alianza es conocida la intención de estas últimas propuestas de dejar la mayoría de sillas en manos de sectores económicos de alto consumo de agua de El Salvador. Por ello, tienen claro que para garantizar el Derecho Humano al Agua la gestión debe ser pública y comunitaria, lo mismo que han ido señalando durante los debates generados en la Comisión de Medio Ambiente y Cambio Climático de la Asamblea Legislativa desde la presentación de la propuesta de 10 sillas en 2012. Esa es la idea reflejada en la campaña de la federación de ISF “Agua de tod@s: un derecho, no una mercancía” ante procesos de privatización y mercantilización, un modelo que apueste por la participación activa, transparencia y rendición de cuentas. Junto a diversas instituciones ISF-MGI sigue impulsando en El Salvador este modelo, y seguiremos con atención durante estas semanas y meses a este nuevo capítulo del juego de sillas.

Eso si, no hay noticias sobre la ratificación pendiente del nuevo artículo 69 de la constitución por parte de las diputadas y los diputados de las 84 sillas de la Asamblea Legislativa. Parecería que el derecho al agua y la alimentación sigue en Game Over en El Salvador.