Entradas

Derivas de diferenciación de género en las máquinas

En la sesión que tuvimos el pasado 18 de marzo con las investigadoras de la Facultad de Informática de la UPV/EHU Olatz Arbelaitz y Elena Lazkano quedó claro que las funciones, aspecto y características que se les da a las máquinas reproducen la diferenciación racial, de género o de clase social de la propia sociedad que las programa.

Unos de los indicios más notorios son las brechas existentes en los equipos de trabajo del ámbito de la inteligencia artificial y la informática, siendo sectores del ámbito de la ciencia y tecnología con menor participación de las mujeres. Un ejemplo de ello, el desigual número de matrículas de hombres y mujeres en los grados y postgrados de la UPV/EHU en estos ámbitos.

Por ello, destacaron la importancia de estudiar y cambiar tendencias en las propias bases de datos que alimentan la inteligencia artificial y las metodologías empleadas en su entrenamiento que descartan lo diferente, lo que está fuera de la norma. Pasos básicos si lo que queremos es trabajar desde la diversidad. Aunque es una labor difícil, es necesaria para algún tipo de transformación en una sociedad que tiene estos artificios como revolucionarios.

En los diversos prototipos de robot que se presentaron en la sesión, en especial en aquellos que se definen como robots sociales, observamos con una dinámica las respuestas que genera el simple aspecto de los mismos. Con una simple visualización de vídeos e imágenes de estos que se pueden encontrar en la red se ve fácilmente la necesidad de este análisis.

Ya tenemos trabajo para corregir las derivas en ámbitos nada neutrales de la ciencia y tecnología, desde la identificación hasta el uso. Eso si que sería una inteligencia excelente.

Las máquinas tienen género: La tendencia a diferenciar el género en la inteligencia artificial

La ciencia y la tecnología no son neutras y las tendencias en la diferenciación a partir del género se hacen patentes también en el mundo de la inteligencia artificial. Frente a la idea de unos algoritmos asépticos que no atienden a cuestiones de raza, género o clase, lo cierto es que se basan en datos que son reflejo de la sociedad en la que vivimos y son fruto de nuestras decisiones. ¿En qué ámbitos se aplican estos algoritmos y qué consecuencias tienen para nuestra sociedad?

Para hablar de ello, contaremos con Olatz Arbelaitz y Elena Lazkano, profesoras e investigadoras de la Facultad de Informática de la UPV/EHU. Junto a ellas, analizaremos cómo los algoritmos amplifican los estereotipos y desde qué frentes podríamos combatir para eliminar esta tendencia. Si te interesa reflexionar en colectivo sobre este tema, te invitamos a la sesión del próximo jueves 18 de febrero. 

Esta sesión se realizará por videoconferencia a través de la plataforma jitsi. La lengua vehicular será euskera y contaremos con xuxurlaris para facilitar la traducción simultánea al castellano. Para reservar tu plaza (habrá aforo limitado) y que te informemos de cómo poder disfrutar de esta sesión, escríbenos a hezkuntza (arroba) euskadi.isf.es. ¡Anímate y nos vemos (de forma segura) por las redes!

Sesión: Las máquinas tienen género: la tendencia a diferenciar el género en la inteligencia artificial

Imparten: Olatz Arbelaitz y Elena Lazkano

Fecha: 18 de marzo, jueves

Hora: 18:00-20:00 (GMT + 2)

Lugar: Sala de Jitsi (te informamos por correo, previa inscripción)

Idioma: Euskera (con apoyo de xuxurlaris)

Estereotipos de género en ciencia y tecnología

Hagamos un ejercicio de sinceridad, ¿qué es lo primero que nos viene a la mente cuando hablamos de una persona matemática o científica? Esta misma pregunta les hicieron a niños y niñas en dos épocas diferentes, para que plasmasen en un dibujo la idea que tenían de las personas que se dedican al mundo de la ciencia y la tecnología. Aunque los resultados fuesen más positivos en el segundo estudio, en ambos casos, la cantidad de mujeres que se reflejaban en los dibujos era mayor cuando los dibujaban niños y niñas menores de 6 años, y eran en la gran mayoría, las niñas quienes las dibujaban. Cabe destacar que en la mayoría de dibujos, aparte de ser hombres los protagonistas, eran blancos, vestían batas blancas y llevaban gafas.

Como venimos diciendo durante años, son los estereotipos de género los que hacen que las niñas desde muy pequeñas se dejen de interesar por la ciencia y la tecnología. En 2015 se hizo un estudio donde se diferenció entre dos tipos de estereotipos: los explícitos y los implícitos. Los explícitos están relacionados con las percepciones y creencias conscientes, mientras que los implícitos son más profundos, inconscientes pero potentes en su influencia sobre la conducta. Estos segundos son los peores de eliminar porque no los reconocemos, nos molesta que nos los señalen; la interpelación nos duele, y eso evita el cambio en la persona.

Marta Macho subrayó la importancia de que las mujeres estén en el mundo científico, y en igualdad de condiciones que los hombres, ya que sin ellas, gran parte de la realidad se pierde, y la vida y la salud de las personas empeora. Este hecho se ve reflejado en que la persona estándar en los prototipos de fabricación de vehículos o en medicina es un hombre de 80 kg. Ese modelo, al ser un reflejo falso de la sociedad, tiene consecuencias negativas para las personas que no lo cubren. Por eso es importante no alimentar los estereotipos e incidir en su eliminación desde la niñez, no haciendo creerles por ejemplo en que los niños son geniales por naturaleza y que las niñas  solo siendo trabajadoras van a poder conseguir lo mismo que ellos, como se ve el la conocida saga de Harry Potter con los personajes de Harry y Hermione.

Si no tuvisteis la oportunidad de acudir a la sesión, podéis verla aquí.

Estereotipos implícitos y desigualdades de género persistentes en el ámbito científico tecnológico

Con los exámenes de acceso a la universidad a la vuelta de la esquina, seguro que muchas y muchos estudiantes están reflexionando sobre la carrera que elegir, el ámbito laboral en el que involucrarse. ¿Hasta qué punto se trata de una cuestión de gustos o vocación o más bien de la presión de la sociedad en la que vivimos? Difícilmente unas y otros van a elegir con libertad en un contexto tan lleno de estereotipos que empujan a las chicas a espacios de letras y a los chicos al ámbito científico-tecnológico. ¿Esta división generizada no es cosa de décadas pasadas? Ojalá…

Por un lado, la escasa presencia de mujeres en algunas disciplinas, por otro, la falta de visibilidad de las que existen y han existido, lleva a que los hombres sigan siendo asociados de manera automática con la ciencia. Este tipo de estereotipos implícitos facilita la persistencia de desigualdades y discriminaciones en el ámbito científico tecnológico. En una sesión pensada desde la reflexión colectiva y la participación lúdica, contaremos con Marta Macho, profesora de la UPV/EHU y divulgadora científica responsable del blog Mujeres con Ciencia.  ¿Nos acompañas?

A la espera de poder recuperar nuestras sesiones presenciales, seguimos optando por una videoconferencia a través de la plataforma Jitsi. Para reservar tu plaza (habrá aforo limitado) y que te informemos de cómo poder disfrutar de esta sesión, escríbenos a hezkuntza (arroba) euskadi.isf.es. ¡Anímate y nos vemos (de forma segura) por las redes!

Sesión: Estereotipos implícitos y desigualdades de género persistentes en el ámbito científico tecnológico

Imparte: Marta Macho

Fecha: 28 de mayo de 2020, jueves

Hora: 18:00-20:00 (GMT + 2)

Lugar: sala de Jitsi (te informamos por correo, previa inscripción)

Idioma: castellano